sábado, 2 de junio de 2012

A mis hijos amadísimos


Más allá de mi silencio he de escucharte…
dulce mío en el sustento de los labios,
...en el súbito susurro de un suspiro...
y en la frágil calidez del corazón!

Eileen

No hay comentarios:

Mis visitas